jueves, abril 15, 2010

Tu y yo (1ª parte)




Aprovecho un momento que tengo en el ordenador para escribirte en mi trabajo. Son las 9 y media.
Quería hablarte de lo que siento, escribir lo que pienso pero mas me gustaría demostrártelo cada mañana. Quiero llegar a mi casa y destripar la letra de la canción de Tontxu. Escucharla letra a letra para saber que el cariño existe.
Quiero escuchar tu voz en cada momento y saber que no existen fronteras. Que mis ultimas lágrimas, que recorrieron mis mejillas, fue hace mucho tiempo. Que mis noches mirando al techo se han convertido en sueños intensos. Que siempre estas junto a mi, junto a mi corazón. Que cuando despierto y escucho tu respiración junto a mi, consigo recuperar el ritmo que llevaba y cerrar de nuevo los ojos.
Tomarme un café a solas contigo. Pensando que pasa por tu mente. Verte sonreír y hacerme pensar… “Aquí esta el universo, atrapado en tus labios.”
Llevo tiempo pensando que mi compañera se llamaba soledad, amarga soledad. No es así. Ni es amarga, ni estoy solo… estoy contigo.
Mi corazón late, como todo el mundo, pero jamas nadie, nadie, se había parado a escucharlo como lo haces tu. Cada palabra, gesto, caricia, beso, secreto… es algo nuevo para mi. Si, descubro lo que siempre busque en la meditación y es estar en alerta. Tener alerta los sentidos y redescubrir los olores, colores y gustos.
Que siempre estamos protegiendo a los nuestros, tu hermana, Iuna…
Mi 12 de Abril, esa fecha que durante estos 11 años era una laguna oscura en mi cama. Nadie sabia que me pasaba y de repente te veo preocupada. No fue fácil darme cuenta que perdí 11 años. Alcance ver la luz gracias a muchas personas que me rodean ahora. Tu entre ellos.
Cuando me hablas de tu pasado, cuando quieres que escriba el mio y que cuando estamos en silencio, nos decimos mucho.
Cuando hablamos y juego con tus dedos. Juntamos nuestras manos mientras caminamos… por cierto, en nuestro ultimo paseo, me di cuenta que tenemos una particularidad cogiéndonos las manos.
Se que lo único que puedo compartir contigo son letras pero tambien amor. Que tu bizcocho me cambia la cara por la mañana.
Que es importante que tu familia me conozca y que tengamos esas conversaciones de futuro. Debates, conversaciones que me emocionan dentro de mi… que llevaba buscándote eternamente.
Que bromeo contigo, jamas me burlo de ti. Que llamarme toNto lo necesito para escucharte reír. Tu risa, otra dorada virtud.
Me preguntan que me esta pasando… que soy feliz. Que veo la luz. Que no siempre ha sido un túnel oscuro y que en parte le debo mucho a una personita que se convirtió en mi mejor amiga. Gracias a ella estamos juntos y que es tan buena que tampoco me pide el alma como pago. Solamente, se alegra.
Que en el coche busques mi mano. Que cuando me dices que tienes frío, te dejo el calor de mi cuerpo para que puedas taparte.
Muchas veces pienso y tengo miedo de ahogarte. Que estés triste por mi culpa o malinterpretes mis palabras es lo que me da miedo.
Quiero verte. Quiero saber que no es un sueño. Que cuando despierte no es verdad.
No… no quiero. Perder tus besos. Tus abrazos y tu sonrisa.

Se que te gustara, ese sera mi premio.
Besos para ti, este texto es una parte de muchas... poco a poco las escribiré y cuando mas lo necesites leer.

4 comentarios:

Susana dijo...

¿Qué se puede contestar ante este regalo? Sinceramente, cualquier cosa que ponga va a sonar pobre en comparación con lo que has escrito. Esperaré a demostrártelo con uno de esos abrazos que me gusta darte.

Un besete.

Chabi dijo...

No quiero que contestes... disfruta.

Susana dijo...

Uuuuuisss.... qué mal puede llegar a sonar eso.... Relájate y disfruta! Jijijijijijijijijijijiji.

Chabi dijo...

jajaja anda q... ;)